Sunday, August 28, 2005

Teoría constructivista, la disciplina informática y b-learning.



La teoría del aprendizaje constructivista viene a indicar cómo el conocimiento está construido de forma activa por el alumno, un conocimiento no estático incorporado de forma pasiva mediante el estudio y asimilación teórico-práctica de libros y manuales de estudio, en este sentido el alumno se va a erigir como un actor activo, consciente y responsable de su propio aprendizaje, el quehacer del alumno en su evolución formativa será de una implicación casi total, los resultados de dicha implicación vendrán a ser los conocimientos que él mismo ha podido ir confeccionando, todo ello bajo la supervisión tanto del docente como del centro educativo / formativo en el que se haya inmerso. La construcción del conocimiento se efectúa sobre hechos, ideas y creencias que el alumno posee, en función de estos preconceptos dados y los preconceptos que se ponen a disposición del alumno, este finalmente construirá su conocimiento, característica principal de esta teoría que se contrapone a las premisas formuladas desde la teoría conductivista, que hace referencia a cómo el conocimiento es explícitamente un proceso de construcción del conocimiento.

Esta teoría ha sido arduamente estudiada e implantada en disciplinas tales como son las matemáticas y ciencias sociales, algo que no supone desde un principio limitar su idoneidad y aplicación a disciplinas del ámbito de la Informática, áreas que parten en su mayoría del estudio y aplicación de ejemplos / problemas reales en busca de una solución no única y limitante.
En este sentido hemos comprendido la necesidad de indicar una serie de aspectos que dicha teoría posee de forma inherente y que son aplicables en el desarrollo de las disciplinas de la Informática:
• El conocimiento que adquieren los alumnos es dado por la interacción que estos mantienen, no
hay que olvidar que en la mayoría de las ocasiones los trabajos y prácticas de laboratorio
puntuables son efectuadas en grupo, un sistema de trabajo colaborativo que permite el
intercambio de opiniones, ideas y discusiones que enriquecen y amplían los puntos de vista de
los alumnos.
• El conflicto cognitivo viene a ser el estímulo para el aprendizaje, proporcionando la
organización y la naturaleza de los contenidos, tareas y conceptos aprendidos. Un elemento más
que considerable en los estudiantes de Informática, puesto que el estudiante ha de estar situado
en un ambiente de aprendizaje que incremente sus estímulos y metas para sí mismo.
• El entendimiento de las materias de estudio se ve influenciado por los procesos correlativos al
aprendizaje colaborativo, tal y como se ha recalcado en el primer punto. Los laboratorios
virtuales, el uso de un sistema de mensajería instantánea que conecta a los alumnos
pertenecientes a un grupo de trabajo, vienen a ser la imagen de un ambiente de trabajo que crea
a su vez diversos ambientes de trabajo individuales, lo cual permite proporcionar al alumno una
visión global e individual del desarrollo del conocimiento.
• Trabajo sobre un problema real o la simulación / representación de problemas reales en busca
de una solución o soluciones al mismo, no orientadas a la respuesta o solución única dispuesta
por el docente, sino que se orienta al enriquecimiento de dicha solución partiendo de diversos
puntos de vista, una vez más consideramos la necesidad de referirnos a cómo los alumnos
mediante el uso del correo electrónico o foros de discusión pueden proponer sus soluciones y
puntos de vista, lo cual permite descentralizar el conocimiento y hacerlo más plural y
multidisciplinar.

Los sistemas b-learning, basados en el uso de las tecnologías Web como apoyo a la formación presencial, se adaptan perfectamente al modelo basado en la solución de problemas, cuyo fin último no es otro que el del conocimiento constructivista, por ello podemos considerar que este sistema de formación mediada fija su eje central en el aprendizaje por iniciativa del alumno, definiéndose como un proceso de indagación, análisis, búsqueda y organización de la información orientado a la resolución de las cuestiones, problemas propuestos en la asignatura con el fin de demostrar y desarrollar destrezas para dicho fin. Demostrando cómo la motivación del alumno, algo muy cuestionado y puesto en tela de juicio en otras teorías pedagógicas, es incentivada, ampliada y como no forma parte del desarrollo mismo de la disciplina, erigiéndose como un valor añadido.

El aprendizaje basado en Problemas reales no es un sistema fácil de implementar, sobre todo si
hablamos de áreas disciplinares tales como es el aprendizaje de lenguajes de programación, área de disciplina orientada a la enseñanza magistral y la explicación de su desarrollo de forma presencial. Desde esta premisa se ha de partir del concepto de cambio de roles por parte del docente, el cual pasará a ser un guía tutor más que el instructor directo de los alumnos, así como dicho rol se verá modificado para con los alumnos, los cuales han de adaptarse al nuevo horizonte formativo que se les propone, centrandose en dos perspectivas:


• Disponer de un gran margen de conocimientos y materiales con el fin de que los alumnos
puedan trasladarse desde un nivel medio bajo a un nivel extremo de dificultad, indicativo claro
de una mejora en el desarrollo de diversas experiencias, estilos de aprendizaje, preferencias
individuales y diferentes niveles de conocimiento.
• Este sistema de aprendizaje inteligente, se centra en el estudiante, la coherencia y
compatibilidad de los conocimientos para con el alumno.

Los sistemas basados en el modelo b-learning, apoyo de la formación presencial en aulas virtuales, se caracterizan por la flexibilidad e interactividad que facilitan los recursos de información y las herramientas comunicativas / interactivas (chat, correo-e, foros de discusión, weblogs, sistemas de mensajería instantánea), lo cual permite superar obstáculos que en el desarrollo de trabajos en grupo y búsqueda de respuestas y soluciones conjuntas entre los alumnos propios de los sistemas presenciales son más que latente. Obstáculos tales como son la limitación espacio-temporal de las reuniones de los grupos de trabajo, el no poder compartir la información simultáneamente, la limitación de la información a utilizar, entre otros.

El b-learning y las tecnologías de las que se nutre, demuestra una vez más un nuevo panorama o
ambiente de aprendizaje: el aprendizaje cooperativo donde: Se enfatiza el grupo o los esfuerzos
colaborativos entre profesores y alumnos, destacando la participación activa e interactiva de ambos“.
Un entorno social que puede servir en la generación de plataformas virtuales orientadas a la enseñanza

No comments: